Diamante mandarín

Se trata de una pequeña ave de unos 12 cm de altura. Lo más característico es su pico rojo y grueso. Su plumaje es básicamente gris azulado, con unas características líneas negras en la cola y en las alas. Las plumas del pecho son de color blanco. Estas aves son naturales de Australia, donde viven en grandes bandadas que pueden reunir a doscientos ejemplares.

Es un pájaro extremadamente social, tanto que necesita estar en continua convivencia con otros mandarines. Así, se aconseja tener dos mandarines, o dos hembras o una pareja, ya que dos machos estarían en continua pelea. Además, les gusta abrir sus alas y hacer ejercicio, por ello lo mejor es que se les proporcione una jaula bastante amplia. Se le puede colocar en la pajarera diferentes perchas para que salten de un lado a otro y plantas para recrear su ambiente natural. También se les debe colocar un recipiente con agua para que realicen su baño diario. El agua debe estar siempre limpia ya que los Diamante suelen beber de ella.